Las Varas de Poder

October 20, 2016

Las varas de poder tienen su orígen en la más remota antigüedad. Sabemos a través de videntes y canalizadores como por ejemplo Edgar Cayce que en la antigua Atlántida se utilizaban de forma generalizada. Posteriormente se ha conservado el recuerdo de aquellas poderosas herramientas y transformado en cetros en manos de personas poderosas, también en las varitas mágicas de los magos y brujos.

Es muy importante conocer que cada vara está hecha o proviene de la madera de un árbol, un ser vivo y sagrado para la brujería. Un árbol es en realidad un espíritu que te otorga parte de su poder. Es por esta razón que debemos de manejar la vara con sumo cuidado y respeto pues lo que nos está llevando a los hombres a la ruina es que se han roto las conexiones que hace, quizá no demasiado tiempo, existían entre la naturaleza y nosotros. Hubo un tiempo en que existió el sagrado equilibrio entre el cazador y el cazado, entre el hombre y los animales. Esa conexión hacía que el mundo invisible fuese manifestado ante nuestros ojos. Fue la ruptura, por parte nuestra la que alejó ese mundo mítico de nuestra visión pero ese mundo no ha desaparecido. Sigue ahí, para las personas que desean verlo.

 

 

Mucho respeto, por favor, si cogéis algo prestado del bosque. Nunca olvidéis pedir permiso al árbol o planta y agradecer lo que os conceden.

Entre las maderas tradicionalmente más utilizadas para fabricar una vara se encuentran el avellano, cerezo, sauce, roble, manzano, endrino y saúco. La madera puede ser decorada a nuestro gusto: pintura, piedras, plumas y otros materiales. Podemos tallar dibujos, símbolos, o letras. Yo recomendaría que se utilicen todas aquellas cosas que poseen para nosotros una fuerte carga simbólica.

El cómo utilizar la vara atlante viene a nosotros de manera natural, simplemente abriéndonos a esta información. Es de gran ayuda la experiencia de aquellas personas que están trabajando con ellas y nos da una idea general de cómo se utilizan y lo que nos pueden aportar.

El mecanismo básico de las varas es muy sencillo, lo que hacen es concentrar nuestra energía, la de la tierra y la del aire que nos rodean en la vara de poder y dirigirla hacia el lugar que deseemos amplificándola. En este caso la intención es fundamental para dirigir la energía allí a donde deseemos y con la pretensión que tengamos. Estas herramientas están pensadas para enfocar grandes cantidades de energía, a cualquier distancia y de una manera instantánea provocando transformaciones en la materia a nivel subatómico.
La siguiente pregunta es obvia ¿Qué podemos hacer con una vara de poder? Sus posibilidades son infinitas. Podemos utilizarlas para curar personas, animales, plantas, para descontaminar el aire, el agua, zonas radioactivas, evolucionar espiritualmente etc... Hemos de tener en cuenta que las varas de poder pueden ser utilizadas tanto para sanar y curar como para el combate. Nosotros evidentemente nos centraremos únicamente en los aspectos positivos, pero allá cada cuál con su libre albedrío.

Vamos a ver un par de ejemplos de utilización de la vara atlante para aquellos que deseéis iniciaros en este mágico mundo:

El primer ejemplo que vamos a ver es la utilización de la vara para curar :

Lo primero que tenemos que hacer es tomar conciencia de cómo fluye nuestra propia energía y la energía de nuestro entorno, de la tierra y del aire a través de ti, de tus brazos y de tu vara, siente como fluye y como se potencia a través de la mismo/a. Desde allí dirígela hacia la zona del cuerpo del paciente que desees curar. Mueve la vara en el sentido de las agujas del reloj para rellenar de energía positiva el cuerpo del receptor del tratamiento. En este caso el paciente puede ser una persona una planta un animal una zona contaminada etc.

2º ejemplo de cómo se puede utilizar la vara atlante :
En este caso como crear una nube, hemos de elegir un día despejado y lo que haremos es cargar la vara sintiendo como fluye la energía de nuestro cuerpo de la tierra y el sol, apuntaremos al cielo y visualizamos la energía fluyendo de nuestra vara hacia el cielo y como se va creando la nube poco a poco. Lógicamente deberemos empezar poco a poco creando primeramente una nube pequeña.
De la misma manera que se puede utilizar para cambiar el clima podemos utilizar nuestra vara para cualquier otra cuestión que se nos ocurra. Hemos de tener en cuenta que todo en el universo esta creado de partículas, ondas y campos de energía que pueden ser alterados a través de nuestra vara de poder.

Cuando tenemos entre nuestras manos una herramienta como de la que acabamos de describir, nos hacemos poseedores de una gran responsabilidad, de ahí que hay que tener siempre presente la ley del 3.
Esto es MAGIA!

Please reload

Entradas destacadas